Publicador de contenidos

El YouTube que da voz

17.07.2019
El fenómeno youtuber abre una ventana para conectar con los jóvenes de una manera más directa, en su código. “Haz clic en YouTube” es un proyecto innovador que utiliza este efecto llamada para educar y crear un impacto positivo en jóvenes en situaciones de vulnerabilidad. Es un clic hacia una integración social efectiva y transformadora.
Roc (youtuber formador) y Juanma (participante)

“Haz clic en YouTube” es un taller creado por la Fundación IRES en colaboración con la Fundación Caja de Ingenieros, el cual nace de la necesidad de hacer un proyecto que uniera la integración de estos jóvenes con la formación en nuevas tecnologías. Forma parte del proyecto “Click”, un programa socioeducativo que busca potenciar las habilidades sociales y las capacidades de jóvenes en situaciones de riesgo.

Los perfiles son muy diversos, así como sus realidades y dificultades. Desde la Fundación remarcan que lo que es vulnerable es la situación, no la persona. De esta manera, se huye de etiquetas y se subraya el carácter temporal y reversible. De una situación vulnerable puede salir una oportunidad. Para conocer y entender mejor el proyecto, hablamos con algunos de sus protagonistas.

¿Cuál es el objetivo?

Hablamos con Carles, educador social y responsable del proyecto.

Tiene un doble objetivo. Por una parte, está la parte técnica, de formación en TIC. Los chicos y chicas aprenden sobre el proceso creativo de los vídeos: el guion, el sonido, la grabación, la edición... Pero esta parte es casi una excusa para trabajar la parte emocional y educativa: empoderar dando herramientas para promover el espíritu crítico, fomentando el trabajo en equipo y la creatividad.

Muchos de los jóvenes que tenemos no encajan en los estereotipos sociales, y en la adolescencia eso supone un riesgo de exclusión, que se suma a las situaciones que pueden sufrir. Por eso es muy importante trabajar las capacidades y habilidades para ganar confianza en uno mismo.

¿Cómo hacer de YouTube una herramienta para la integración?

Hablamos con Roc, youtuber profesionalizado y formador del taller.

Roc es periodista deportivo, y de entre las tantas cosas que ha probado en su vida profesional está el canal de YouTube. Y funcionó. Hoy día cuenta con casi 800.000 seguidores, y su contenido son principalmente vídeos de gaming. La entrevista con Roc es por Skype; tiene una agenda bastante movida, pero no ha costado nada hacer un hueco.

¿Cómo es la dinámica de las sesiones?

Todo se adapta siempre al grupo. El primer año llegué con muchos prejuicios inconscientemente: pensaba que eran jóvenes que habían pasado por situaciones difíciles y que a través de los vídeos querrían explicar su historia, dar un mensaje... Cuando llegué, me dijeron que lo que querían era hacer vídeos de humor.

El contenido se explica con la práctica, es decir, mientras trabajamos el guion o nos ponemos a grabar. No tenemos la intención de ser académicos, es mucho mejor conectar con ellos y centrarse en la dinámica de grupo. Al ser una dinámica flexible creas un espacio en el que todo el mundo pueda encontrar su lugar: haciendo de actores, grabando, editando... Lo que realmente los engancha es oír que ellos también pueden, que su voz es importante. Eso los empodera.

¿Cuál es el impacto real?

Hablamos con Juanma, participante desde la primera edición.

Hemos quedado en el centro de Click, en el 22@, un entorno muy tecnológico. Antes de llegar, Juanma envía un whatsapp para preguntar si puede grabar la entrevista. Después, hablando con él, veo que aprovecha cualquier oportunidad para crear contenidos. Como muchos de los jóvenes, Juanma llegó al taller atraído por la formación en YouTube.

Él ya tenía un canal antes, pero quería aprender con un youtuber profesional. Actualmente, trabaja como recepcionista y sigue apuntándose al taller y a otros concursos de audiovisuales. Aunque tiene claro que para él esto es un hobby, es también mucho más que un entretenimiento: el ser humano es creativo por naturaleza, y crear vídeos refuerza sus capacidades y valor.

¿En qué crees que te ha ayudado el taller?

Antes era más cerrado. Después del taller me sentí más abierto y más seguro. Empecé a probar cosas nuevas en mi canal, a hacer un estilo propio y no a no tener miedo de las críticas.

¿Y qué piensas de YouTube como herramienta de expresión?

Hay gente que quiere decir muchas cosas, pero no se atreve. Aquí puedes expresarte porque es más íntimo. Desde la webcam en tu habitación es más fácil explicar tus sentimientos, ayuda mucho “a sacar”.

Roc reflexiona sobre esta capacidad democratizadora de YouTube: “A través de YouTube, las personas pueden hacerse eco de temas tabú o dar voz a colectivos que hasta ahora habían sido invisibles, como por ejemplo el colectivo LGTBI. Es democratizador para el que crea contenido, pero también porque hay más voces que nos representan”.

Sin duda, las redes sociales y las TIC han transformado a la sociedad, y saber aprovechar su potencial para crear un impacto positivo es el reto.

Aplicaciones anidadas
Botón noticias fundación

Consulta todas las noticias de la Fundación

Información acerca de las cookies utilizadas

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestro servicio, personalizar y recoger información estadística durante tu navegación por nuestras páginas. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Obtén más información y conoce cómo cambiar la configuración en nuestra Política de Cookies.

Ir Arriba